Martes 27 de Septiembre de 2022

Hoy es Martes 27 de Septiembre de 2022 y son las 08:57 -

6.1°

MARIA JUANA

DEPORTES

15 de junio de 2014

Argentina sufrió ante Bosnia, pero logró un valioso triunfo en su debut en el Mundial

La Selección se impuso 2-1 con un tanto en contra de Kolasinac Sead a los dos minutos y un golazo de Lionel Messi tras combinar con Higuaín. En el desarrollo del partido y por las graves fallas defensivas, Sabella hizo tres cambios de esquema. El ingreso de Fernando Gago fue clave para equilibrar las líneas

  • Crédito: AFP 2 de 13

  • Crédito: AFP 3 de 13

  • Crédito: AFP 4 de 13

  • Crédito: AFP 5 de 13

  • Crédito: AFP 6 de 13

  • Crédito: AFP 7 de 13

  • Crédito: AFP 8 de 13

  • Crédito: AFP 9 de 13

  • Crédito: AFP 10 de 13

  • Crédito: AFP 11 de 13

  • Crédito: AFP 12 de 13

  • Crédito: AFP 13 de 13

  • Crédito: AFP 1 de 13

Argentina venció 2 a 1 a Bosnia en la apertura del Grupo F del Mundial Brasil 2014 en un partido en el que la Selección mostró dos caras: fue un equipo dubitativo y temeroso en el primer tiempo en el que no se sintió cómodo con el esquema 5-3-2 con el que salió al campo de juego, y otro más sincronizado y creído de su superioridad en el complemento, a partir de los cambios clave que hizo Alejandro Sabella.

El equipo nacional tardó apenas dos minutos en abrir el marcador ante Bosnia en el mítico estadio Maracaná mediante una jugada que comenzó con un tras un tiro libre ejecutado por Lionel Messi sobre el costado izquierdo, la pelota fue desviada en el área por Marcos Rojo y el mediocampista bosnio Kolasinac Sead se la llevó por delante para vencer su propia valla y poner en ventaja a la Selección de Alejandro Sabella.

Al contrario de lo que se suponía, el gol no despertó el caudal de la Argentino sino que fue Bosnia el equipo que tomó el control del partido y puso en serio riesgo el triunfo parcial por las graves fallas en defensa y la falta de control en el mediocampo que ocuparon inicialmente Maxi Rodríguez, Javier Mascherano y Ángel Di María.

El equipo conducido por Safet Susic pudo llegar al empate con jugadas en la que expuso las desatenciones defensivas que engrandecieron la figura del arquero Sergio Romero, protagonista en el primer tiempo de una atajada clave.

Los europeos tuvieron tres opciones claras para marcar en el primer tiempo pero fallaron en la definición. Argentina evidenció su desorden en la última línea y el entrenador tomó nota de tales problemas, al punto de que en el entretiempo hizo cambios que resultaron clave para el desarrollo del encuentro.


 

Para jugar el segundo tiempo Fernando Gago entró por Hugo Campagnaro y Gonzalo Higuaín por Maxi Rodríguez. A patir de allí el equipo sintió el cambio que necesitaba. "Pintita" se hizo dueño de la pelota en el medio y ocupó el rol que le hizo ganarse un lugar en el equipo: el de ser el primer pase para Messi.

El equipo se soltó en la segunda parte y tuvo pasajes destacados. Como resumen de ese cambio positivo, nada menos que el golazo de Lionel Messi, a los 19 minutos, tras una jugada combinada con Higuaín que la "Pulga" definió tras una maniobra individual con su sello en la que dejó varios hombres en el camino. El grito del gol fue además todo un símbolo de desahogo.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!